Taller de Estimulación Cognitiva

¿Qué es la estimulación cognitiva? 

Son una serie de actividades que potencian y mejoran las capacidades intelectuales que cada niño tiene, y a su vez aprenden estrategias que les serán útiles  en el día a día.

Las actividades se basan en juegos, ejercicios y dinámicas, atractivas y divertidas para los niños, donde entrenamos estas habilidades para transformarlas en destrezas. Si quieres participar en el taller pincha aquí.

¿Cuáles son las capacidades que vamos a potenciar?

Atención: en el taller vamos a trabajar tres tipos de atención. La atención focalizada, consiste simplemente en centrar la atención, por ejemplo, si decimos "hola", que tanto la mirada como el resto de expresiones corporales se dirijan al lugar donde se oyó "hola". La atención sostenida, en este caso la atención tiene que mantenerse durante un periodo determinado de tiempo, por ejemplo, cuando hacemos un puzzle. Y finalmente, la atención selectiva, tenemos que discriminar lo que nos interesa de lo que no, por ejemplo, cuando en clase tienen que escuchar a la profesora y no al resto de los compañeros.

Orientación y Percepción Espacio-Temporal: El espacio y el tiempo son los ejes de las actividades cotidianas y la comprensión del entorno, por lo que trabajaremos nociones espaciales como: arriba-abajo, derecha-izquierda, dentro-fuera, delante-detrás; y conceptos temporales como: las horas, las estaciones, el día y la noche, el pasado, presente y futuro. El desarrollo de estas nociones espacio-temporales tienen una gran importancia en el proceso de aprendizaje ya que les ayuda a desenvolverse en el medio.

Memoria: el entrenamiento en esta capacidad va a ayudarles a identificar y recordar cierta información y desechar otra. Tener una buena memoria a corto plazo nos ayuda a tener un rendimiento más eficaz en las actividades que hacemos en el día a día. Potenciar la memoria en los niños les beneficiará en la adquisición de su aprendizaje escolar.

Lenguaje: es la capacidad que tenemos todos los seres humanos para comunicarnos con los demás. Además el lenguaje también nos ayuda a planificar y ordenar tanto nuestros pensamientos como nuestras acciones. Por ejemplo, cuando explicamos las reglas de un determinado juego, nos estamos organizando para poder jugar y sabemos qué se puede hacer y de qué manera.

Inteligencia emocional: en nuestro blog ya hablamos en una ocasión sobre las inteligencias múltiples. Dos de ellas, la inteligencia interpersonal, aquella que se encarga de las relaciones que establecemos con los demás, y la inteligencia intrapersonal, aquella que se centra en el conocimiento de uno mismo, son las que engloban la inteligencia emocional. Con ellas somos capaces de conocer cómo nos sentimos, cuáles son nuestros puntos fuertes y débiles y cómo gestionarlos, y esto a su vez, nos ayuda también a obtener soluciones ante los problemas y saber relacionarnos mejor con los demás. Para ello es necesario saber que emociones existen, cómo las expresamos en nosotros mismos y en los demás y aprender a canalizarlas de una manera positiva. De esta manera cuando los niños se enfrentan a un problema son capaces de encontrar una solución de manera colaboradora y constructiva.  

Estas son las áreas que vamos a potenciar en nuestro taller, pero lo más importante cómo ya hemos dicho, es que los niños jueguen y se diviertan. Toda la información que necesitéis se encuentra en nuestra web.
¡ANIMAROS! 
Os esperamos en:


Preguntas comprometidas

¿Qué podemos hacer cuando los más pequeños nos hacen esas típicas preguntas incómodas? Por ejemplo, cómo "se hacen los bebés" o por qué los niños tienen "colita" y las niñas no. 

Ante todo tratarlo con la mayor naturalidad posible. Para los niños, las situaciones que a nosotros nos pueden causar cierto pudor, a ellos sólo les produce curiosidad porque en general son más desinhibidos que los adultos (de ahí que los niños y los borrachos siempre dicen la verdad). 

Si no os veis preparados para contestar a determinadas preguntas, por ejemplo sobre sexo, es mejor comentárselo al niño y proponerle una solución en la que participéis los dos "cariño, la verdad es que no se bien como explicarte lo que me preguntas pero si quieres buscamos información juntos".

Debéis evitar no contestarle, es decir, negar su pregunta o hacer como que no os ha comentado nada, por supuesto tampoco debéis censurarle ni decirle que eso no lo debe preguntar. De esta manera solo conseguiréis que tenga más curiosidad o que piense que lo que ha preguntado está mal o es malo.  

Os dejamos un vídeo... comprometido ;-)


Os esperamos en:



Niño inquieto o niño hiperactivo

Desde hace algunos años se está observando que hay un exceso de "diagnóstico" de niños hiperactivos. Es cierto que el conocimiento que actualmente tenemos sobre este tipo de trastorno es mayor que hace años, pero muchas veces se confunde un niño inquieto o travieso con un niño que presenta Trastorno de Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH).

Para empezar no hay que olvidar que los niños son INQUIETOS, es su naturaleza de niño, saltan, corren, son curiosos e ingeniosos, de ahí que se les ocurra multitud de travesuras. Pero... ¿cuándo esta inquietud nos debe llamar la atención? 

Cuando los niños ademas de ser excesivamente inquietos tienen dificultades para entender y respetar las normas, son impulsivos y desinhibidos (si piensan que tu falda es fea te lo van a decir pero si te consideran simpático también te dicen que te quieren :), sin importarle que consecuencias puede tener ese comentario), son desordenados para todo, comienzan a jugar a una cosa y al poco tiempo pasan a otra rápidamente dándose esta situación en varias ocasiones en poco tiempo y además hablan constantemente. Todos estos aspectos se complican un poco más cuando comienzan el colegio, sobre todo la Educación Primaria, donde suelen presentar dificultades en los aprendizajes, sobre todo en la adquisición de la lectoescritura. 


Pongamos un ejemplo

Pablo tiene 7 años, pasa mucho tiempo con sus abuelos porque sus papás tienen que trabajar mucho. En el cole le cuesta atender a las explicaciones que da la profesora, cuando tiene que hacer una ficha, a veces no la hace o hace lo que quiere o la hace fenomenal (le gusta mucho trabajar con la profe al lado y se esfuerza por hacerlo bien). A sus amigos no les gusta mucho jugar con Pablo porque le cuesta perder, se enfada mucho, ademas empuja y siempre dice que es una broma, pero cuando le empujan a él llora y se tira al suelo, aunque le expliquen que ha sido sin querer. Los abuelos le quieren mucho, la abuela tiene mucha paciencia con él. Cuando hay que hacer los deberes, le quita la tele, le pone en un lugar donde no hay mucho ruido, ademas le anima mucho, sobre todo cuando Pablo dice que "eso es muy difícil, no lo sé hacer y no lo voy a hacer".

Carlos también 7 años, va a la misma clase de Pablo. A Carlos le gustan mucho las matemáticas y presta mucha atención cuando explican cosas nuevas. Pero en "cono" se aburre más y se entretiene con sus cromos o hablando con sus compañeros de al lado. La profesora le dice que tiene la letra un poco regular, que separa muchas palabras que tienen que ir juntas y también une las que tienen que estar separadas, y le manda tareas de caligrafía para casa. Pero, cuando Carlos tiene que hacer los deberes por la tarde con mamá, se distrae e incluso se enfada muchísimo, se levanta de la silla, juega con el estuche, le dice a mamá que es muy difícil y que esta cansado y, a veces mamá y papá, "le perdonan" las tareas, sobre todo si se pone a llorar mucho. 

En estos dos ejemplos vemos que ambos niños tiene dificultades con la atención, con algunos aspectos del aprendizaje y que son "revoltosos". Sin embargo hay diferencias en ambos que nos hace pensar que uno pueda presentar hiperactividad y otro no. A Pablo, parece que le cuesta prestar la atención en todas las asignaturas, a Carlos en cambio le cuesta más en conocimiento del medio que en matemáticas donde está muy atento porque le gusta. Lo mismo ocurre con los deberes, la paciente abuela de Pablo, utiliza algunos truquitos para que le cueste menos hacer los deberes. A los papás de Carlos les cuesta más porque se pone a llorar y dice que está cansado. 

Ante esta situación, tanto la familia de Carlos como la de Pablo, deberían hablar y coordinarse con la profesora y escuchar sus propuestas y recomendaciones. Si estas dificultades persisten entonces deberían consultar con un especialista (orientador del centro escolar, psicólogo, pediatra) que les oriente sobre cómo manejar estas dificultades y cuál es su causa. 

Como siempre, ya sabéis que desde aprenderT hablamos en términos generales, cada niño y familia tiene unas circunstancias diferentes que hay que tener en cuenta.
Os esperamos en:



Carmen Marco
Psicóloga de aprenderT

PADRES Y PROFESORES

En aprenderT llevamos un tiempo observando la situación que os mostramos en la viñeta de más abajo y, al mismo tiempo, asesorando tanto a padres como a profesores, sobre esta cuestión y otras similares.

La Educación, como otros aspectos de la sociedad, va evolucionando a veces tan rápido y en determinadas direcciones, que es preciso pararse y examinar qué está pasando. Actualmente nos encontramos con muchos casos en los que los padres reprochan a maestros y profesores las notas o los resultados en los exámenes.

Por lo general, este tipo de padres se caracterizan por ser permisivos; les cuesta poner límites y normas a sus hijos; suelen comentar que, para que realicen las tareas escolares o alguna responsabilidad de casa, tienen que "perseguirles" o repetirles las obligaciones de manera constante. Por diferentes circunstancias, nos cuentan también que pasan poco tiempo con sus hijos y que les resulta muy complicado mantenerse firmes o no ser "blandos" con ellos, ya que apenas les ven. Sabemos, también, que lo hacen con toda la buena intención del mundo, pero esa no es la mejor fórmula.

Y en ese punto llegamos al que plasma la viñeta: el niño aprende lo que observa, y observa que papá y mamá le hacen caso frente a todo y que, con las estrategias adecuadas, las notas del cole pueden ser una cosa más con las que "salirse con la suya" y tener el control. Y así los padres, que creen a su hijo cuando les dice que "la profesora es muy dura", "no nos explica bien las cosas" o "me tiene manía", piensan que los malos resultados en las notas no son culpa de éste, sino de la maestra. Cuando a los padres se os plantean este tipo de cuestiones, no sólo relacionadas con los resultados finales de las evaluaciones, sino también con notas en la agenda escolar o avisos desde el colegio, antes de actuar, reflexionad sobre varios puntos: 
  1. Escuchad la crítica que se plantea y sobre qué asunto está relacionado. No os cerréis en banda. 
  2. Sopesad si estáis o no de acuerdo con la situación y asesoraos bien. 
  3. Sed honestos con vosotros mismos, es fundamental para el bien de vuestros hijos.  
  4. Hablad con los profesores y poned puntos en común, pero en la medida de lo posible no busquéis un enfrentamiento. 
Por otra parte, los profesores y maestros, ante estas situaciones, debéis ser  empáticos. Intentad entender por qué esta familia se comporta de esta manera, sólo así lograreis que os escuchen, y tal vez se produzca un pequeño giro en su postura. También hay que tener claro que, por muy empáticos que nos mostremos, a veces no conseguiremos nada. 

Lo más importante es tener presente el adecuado desarrollo del niño en todos los ámbitos de su vida y recordad que estamos hablando siempre en términos generales, ya que cada caso tiene unas circunstancias diferentes.

Os esperamos en:


Carmen Marco
Psicóloga de aprenderT

La aventura de ser TRES

Unos generosos papás de aprenderT han recibido la visita de Madrid Directo y nos han permitido colgarlo en nuestro blog.

Para ellos, ha sido toda una adaptación a una nueva vida, donde sobre todo, debe de haber orden. Han aprendido a ser tripapás en poco tiempo y durante este tiempo lo más importante ha sido ser pacientes, no angustiarse, pedir ayuda cuando lo necesitan y tomarse un tiempo para ellos mismos.

Para las pequeñas y los que las rodean comienza la aventura de ser TRES... (a partir del minuto 3:21)  


video


Os esperamos en 


Vuelta a la rutina

Un año más hemos iniciado la vuelta al cole. Para unos padres, es un alivio; para otros, no tanto (puesto que es la primera vez que se separan de su hijo). Para los niños una nueva experiencia divertida o un entorno hostil ¡¡Qué compleja es la vuelta a la rutina!!

Pedro, de 3 años, ha comenzado este año la Escuela Infantil. Desde hace meses sus papás le han llevado de paseo hasta allí, ha visto incluso cuántos colores tiene su clase y la caja de "pintus" nuevas que le han regalado los abuelos. Esta lleno de ganas... Sin embargo, su amigo Lucas, "ha llorado todos los días que ha venido al cole, mamá" o ha vuelto a casa con otros pantalones porque los suyos se los ha mojado. 

Carlota ha empezado este año el cole de mayores, es su primer año en Primaria. No le gusta nada eso de no poder levantarse de su sitio para enseñarle a la profe cómo le está quedando su ficha y, aunque los libros son muy chulos, la profesora no le ayuda tanto como el año pasado. Laura, en cambio, no podía dormir la noche antes de empezar las clases de lo contenta que estaba, y no para de hablar de lo mucho que le gustan las cosas que hace con su "seño" y los amigos. 

También ha vuelto al colegio Jaime. Con 10 años empieza 5º de Primaria, y este año no quiere estar hasta tan tarde haciendo los deberes. Va a intentar estar más atento en clase, se fijará en su amiga Alicia. A ella también le encanta el cole y se le dan muy bien las matemáticas. 

Y los padres vuelven también a enfrentarse a todas estas experiencias: vuelta a establecer una rutina, a las peleas para levantarse y a las quejas al volver del parque para hacer los deberes. 

Para llevarlo lo mejor posible, tened presente que el regreso al colegio para cada niño supone una experiencia y sensación diferente a la que, de nuevo o por primera vez, se tiene que adaptar y necesitan de vuestra comprensión, cariño y atención más que nunca. Todo sigue un ciclo y éste se superará con éxito. 

La vuelta al cole es algo duro para todos y hasta competitivo.... o no?




Os esperamos en 





La importancia de mantener la calma

Os queremos mostrar un ejemplo de cómo nuestro comportamiento y actitud influye en los niños. La situación se desarrolla en Mexico y los ruidos de fondo son disparos. 

Es admirable la reacción de esta profesora de Primaria y todo un ejemplo a seguir. Si mantenemos la calma, los niños son capaces de afrontar una situación crítica de la mejor manera posible.

Este es un caso extremo, pero nos sirve para reflexionar sobre otras situaciones donde si los adultos perdemos los nervios, los niños no tienen los recursos necesarios para hacerlas frente ya que no debemos olvidar que nosotros somos sus guías y referentes




Os esperamos en 





Inteligencia Múltiple... ¿Cuál es la tuya?

El 11 de mayo concedieron el premio Principe de Asturias al psicólogo Howard Gardner por su teoría de las INTELIGENCIAS MÚLTIPLES.

Gardner diferencia ocho tipos de inteligencia:
  • Lógico- matemática
  • Lingüístico- verbal
  • Espacial
  • Corporal- cinéstica
  • Musical
  • Naturalista
  • Intrapersonal
  • Interpersonal
De estas ocho inteligencias, en general, las más potenciadas desde la escuela, son las dos primeras. Sin embargo, Gardner define la inteligencia como "la capacidad de resolver problemas o elaborar productos que sean valiosos en una o más culturas". Esto quiere decir que las personas vivimos e interactuamos en un entorno y debemos de resolver los problemas que nos van surgiendo en ese contexto.

Teniendo en cuenta estas características os proponemos realizar una actividad muy sencilla; dibujad en un papel un circulo grande, que ocupe casi toda la hoja. Después tenéis que ir  dividiendo el círculo en 8 "quesitos", uno por cada tipo de inteligencia. A cada quesito le vais dando el tamaño que querais teniendo en cuenta cómo de competentes os considerais en cada una de las inteligencias. Podéis pedir a las personas que os conocen bien que os ayuden a rellenar el círculo, y por supuesto... también podeis ayudarles y animarles vosotros a ellos. 

Descubrid cúal es vuestra inteligencia y potenciadla ;-)

En este enlace podeis leer en qué consisten cada una de las inteligencias.

http://es.wikipedia.org/wiki/Teor%C3%ADa_de_las_inteligencias_m%C3%BAltiples

Cuándo y cómo elegir un profesor particular

Son muchos los papás que os encontráis angustiados con las notas de vuestros hijos, con un rendimiento que no ha mejorado en las evaluaciones anteriores o con la preocupación de que sus resultados son “raspados” y existe la posibilidad de repetir.

Bien, ante todo TRANQUILOS, pensad por un momento qué grado de importancia tiene este asunto. Por supuesto que es algo que debe preocuparos, pero en la medida necesaria y justa, así podremos encontrar soluciones.

Una de ellas es buscar un profesor particular. Mi objetivo es dar respuestas a las dudas con las que me he ido encontrando en mi experiencia profesional y que os pueden guiar para tomar una determinada decisión.

La labor que realiza un profesor particular es muy valiosa para los niños, ya que es una atención exclusiva, donde él mismo va marcando el ritmo y se hace hincapié en lo que le resulta más complicado o no ha comprendido en el colegio. Pero bien, ¿esto beneficia a todos los niños?...Pues he podido comprobar que no es así.

Se debe de hacer una reflexión sobre la causa del fracaso escolar. Como padres es bueno que escuchéis a los maestros y tutores de la escuela de vuestros hijos ya que, indudablemente son expertos en educación, pero también pasan muchas horas con ellos. Los maestros os van a dar una visión sobre las dificultades que el niño está presentando, qué áreas son las que les cuestan y cuál es su motivación y actitud ante los estudios. Del mismo modo los orientadores escolares os van a guiar en este sentido.

Con esa información que, o bien habéis recibido, o bien habéis detectado vosotros mismos desde casa, hay que localizar dónde reside el problema. En muchas ocasiones el niño comenta que en clase “no entiendo nada” o “el profesor no explica bien”. Primera pregunta que os debéis formular ¿esto ocurre en todas las asignaturas?

Si así fuera tenemos que tener en cuenta en que curso se encuentra el niño y como han sido las trayectorias en cursos pasados. Si la trayectoria anterior ha sido buena y se ha producido un bajón hay que averiguar qué es lo que ha podido cambiar, por ejemplo, el cambio de ciclo educativo, un cambio en los profesores (ha pasado de tener un profesor a tener cinco, uno por cada asignatura), o quizás a nivel personal hay algo que le esta interfiriendo.

Si por el contrario en cursos anteriores ha ido “flojillo”, la causa principal puede residir en su motivación, dificultades en algún área del aprendizaje o una falta de hábitos y estrategias para el estudio y el trabajo diario.

En estos casos mi recomendación es que un profesor particular no es efectivo porque su cometido es enseñar conceptos, aspectos  que no comprende.

Se necesita entonces un profesional cualificado que le ayude a resolver lo que le interfiere en su rendimiento, adaptarse al cambio, dotarle de estrategias de aprendizaje adecuadas o una rutina y técnicas de estudio. Es preciso entonces una terapia de apoyo centrada en  los procesos que intervienen en estos asepectos.

Por el contrario cuando la dificultad la observamos sólo en un área, por ejemplo, el análisis morfosintáctico de lengua, las fracciones en matemáticas o la composición de frases en inglés, ahí sí que la ayuda de un profesor particular es muy beneficiosa.

 En resumen:
  • Es bueno consultar con los maestros y orientadores escolares para que os ayuden a tomar una decisión
  • Si la trayectoria ha sido baja en cursos anteriores o el fracaso se produce en muchas áreas, se precisa una terapia especializada
  • Si las dificultades se centran en áreas específicas, o en la adquisión de conceptos nuevos y de complejidad, un profesor particular les ayudará a mejorar y superar con éxito estas dificultades. 
  • Por último, esta es una visión general. No debeis olvidar que cada persona tiene unas características particulares que hay que tener muy en cuenta.
Os animo a que participéis con vuestros comentarios, dudas o sugerencias al respecto. 

Para terminar una nota de humor:

Os esperamos en :


Carmen Marco
Psicóloga de aprenderT

Bienvenidos a aprenderT

Empezamos este proyecto con la ilusión de poder ayudar a padres y profesores a entender mejor a los niños y adolescentes en su evolución.

Desde este espacio queremos aportar soluciones a problemas y conflictos cotidianos que se presenten tanto en el hogar, como en el centro escolar. Por lo tanto, necesitamos de vuestra ayuda para que todos podamos enriquecernos de la experiencia que nos rodea.

Os animamos a que nos expongáis vuestras dudas, sugerencias e inquietudes para guiaros de la mejor manera posible, que es aprendiendo. 

Como punto de partida, nuestra primera aportación: la mejor manera de llevar a un "pequeño" a tu terreno, es saber que tú tienes el control  ;-). Como muestra, un botón:



Os esperamos en